Con esta entrada hemos querido hacerle un guiño a la Navidad que ya llega. Si necesitáis preparar un regalo de última hora, ésta puede ser una receta estupenda.

Se trata de un maquillaje facial fluido totalmente natural, elaborado con aceites vegetales, BTMS vegetal, óxido de zinc (del mismo que se utiliza en las pomadas para el culito de los bebés), y el conservante más ecológico y tolerable que existe, el Leucidal, que se elabora a partir de la fermentación de rábanos por las bacterias Leuconostoc Kimchii.

Así pues, un maquillaje totalmente orgánico para estas fiestas y 100% tolerable para todo tipo de pieles.

BASE DE MAQUILLAJE FLUIDO

En una entrada anterior habíamos preparado una BB cream facial como base de día. Esta crema tenía la función de cubrir imperfecciones a la vez que aportar protección solar.

¿Os preguntareis ahora, por qué entonces una base de maquillaje fluida?

Nuestra base fluida de maquillaje es más ligera, sin dejar de proporcionar protección solar. Su aplicación es más cómoda y, tal vez, pueda ser, dada su ligereza, que resulte más interesante a la hora de utilizarla en verano.

Por otra parte, ahora que ya conocemos la posibilidad del BTMS vegetal, podemos utilizarlo para crear otro tipo de composiciones como es éste el caso.

PROCEDIMIENTO PARA LA BASE DE MAQUILLAJE FLUIDO

Empezaremos poniendo el BTMS vegetal y el aceite al baño maría. A continuación, añadiremos el óxido de zinc procurando que se amalgame todo muy bien sin dejar de remover con la varilla y, por último, añadiremos el agua destilada.

Primera fase

15 g de aceite de jojoba /sustituible por argán o almendras

2,5 grs de cera emulsionante tipo BTMS vegetal

3 g de óxido de zinc (no sólo actúa como emoliente y protector solar, sino que además contribuye a fijar los pigmentos de nuestro maquillaje)

70 grs de agua destilada

Segunda fase

Rectificación del color con pigmentos naturales

1TBSP (15grs) de arcilla roja

1 tsp (5grs) polvo de remolacha

Fase final

Entre 15-20 gotas de conservante Leucidal

1 gramo o una cápsula de vitamina E

PROCEDIMIENTO:

Más o menos así de fluida ha de quedar nuestra base.

Ahora, vamos a proceder a darle color a nuestra base para maquillaje fluido.

Le añadiremos una cucharada sopera TBSP (unos 15 grs) de arcilla roja a nuestra mezcla de base. Si tenemos la piel clarita es posible que con la arcilla roja sea suficiente, pero si queremos darle un tono algo más vivo y sonrosado, le añadiremos también una cucharadita (tsp = 5grs) de polvo de remolacha.

Removemos y obtendremos aproximadamente este resultado. Es el momento de añadirle la capsulita de vitamina E y las gotitas de conservante Leucidal.

Lo que más nos gusta de este maquillaje es su textura fluida que impide que al aplicarlo nos quede el rostro cubierto. Se absorbe completamente y uniformiza el rostro sin producir “efecto rastro” como otros maquillajes comerciales hacen.

En esta imagen podéis apreciar lo fluido que es.

Si necesitáis un maquillaje más cubriente, os sugiero que preparéis la BB cream facial que adelantábamos en una entrada anterior pues es una crema mucho más compacta.

Lo hemos envasado en un recipiente de vidrio para alargar su caducidad.

¿A qué es una buena idea regalo?

Esperamos que os guste y que si lo preparáis nos dejéis algún comentario.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *